Remedio de rescate a base de esencias de flores para emergencias tales como shock, susto, pánico, dolor, situaciones de falta de control como ataques de ansiedad, miedo y accidentes. Ayuda a poner la mente en control. Seguro para todas las edades, incluso bebés que sufren de cólicos, exceso de llanto, o falta de sueño.